La Eucaristía como sacrificio

La Eucaristía como sacrificio
Es sacrificio porque se ofrece a Dios en oblación.

La Eucaristía como sacrificio

A pesar de que el sacramento y el sacrificio se llevan a cabo en la misma consagración, hay que distinguirlos. La Eucaristía es sacramento porque Cristo se nos da como alimento para el alma, y es sacrificio porque se ofrece a Dios en oblación.

En el sacramento la santificación del hombre es el fin, pues se le da como alimento y en el sacrificio el fin es darle gloria a Dios, es a Él a quien va dirigido. Así mismo, la Eucaristía es sacrificio de la Iglesia – Cuerpo Místico de Cristo – que se une a Él y se ofrece a Dios.

Desde el principio de la creación, el sacrificio es el principal acto de culto de las diferentes religiones, siempre se le han rendido a Dios homenajes. El sacrificio es un ofrecimiento a Dios, donde existe una cosa sensible que se inmola o se destruye (víctima), llevándolo a cabo un ministro legítimo, en reconocimiento del poder de Dios sobre todo lo creado.

El sacrificio de la Misa

La Misa es el mismo sacrificio de la cruz, con todo su valor infinito. En él se cumplen todas las características del sacrificio, el sacerdote, y la víctima son el mismo Cristo, quien se inmola con el fin de darle gloria de Dios. No es una representación, sino una renovación, del sacrificio de la cruz. En cada una se repite el sacrificio de la cruz, la única diferencia es que se realiza de forma incruenta,sin derramamiento de sangre. La Misa es el perfecto sacrificio porque la víctima es perfecta.

La esencia misma de la Misa como sacrificio es la doble consagración del pan y del vino, no es la palabra, como tampoco lo es, la sola comunión.

La Santa Misa tiene dos elementos: Cristo ofrece su vida para rescatarnos del pecado, pues con su muerte espía nuestros pecados y es Cristo mismo quién se ofrece al Padre y une a su sacrificio al nuestro.

Por la Misa podemos ofrecer un sacrificio digno de Dios, además sí ofrecemos nuestros propios sacrificios por pequeños que sean al sacrificio de Cristo, estos adquieren el valor de Redención al ser incorporados al propio sacrificio de Cristo.

Cristo está presente en el sacerdote, quién representa a Cristo como mediador universal en la acción sacramental. Está presente en los fieles, que se unen y participan con el sacerdote y con Cristo en la Eucaristía. Nosotros nos unimos a su sacrificio y lo ofrecemos con Él. Así mismo, Cristo está presente en la palabra de Dios. Él es la Palabra del Padre que nos revela los misterios divinos y el sentido de la liturgia. En la Misa, por medio de la Comunión, nos unimos física y espiritualmente, formando un sólo Cuerpo. La Comunión es el gran don de Cristo que anticipa la vida eterna.

Fines y efectos de la Eucaristía como sacrificio:

La Santa Misa como reproducción que es del sacrificio redentor de la cruz, tiene los mismos fines y produce los mismos efectos:

Adoración: el sacrificio de la Misa rinde a Dios una adoración absolutamente digna de Él. Con una Misa le damos a Dios todo el honor que se le debe. Glorificación al Padre: con Cristo, en Cristo y por Cristo. Este es el fin latréutico.

Reparación: fin propiciatorio, reparación por los pecados .

Petición: fin impetratorio. Pedir gracias y favores, pues la Misa tiene eficacia infinita de la oración del mismo Cristo.

Nos alcanza, si no le ponemos obstáculos la gracia actual necesaria para el arrepentimiento de los pecados. Nada puede hacerse más eficaz para obtener de Dios la conversión de un pecador como ofrecer por esa intención el Santo Sacrificio de la Misa, rogando al mismo tiempo al Señor que quite del corazón del pecador los obstáculos para la obtención infalible de esa gracia.

Remite infaliblemente, si no hay obstáculos, parte de la pena temporal.

A través de la Santa Misa recibe Dios, de modo infinito y sobreabundante, méritos remisorios de los pecados de vivos y difuntos.

Hasta aqui la doctrina catolica, sin comentarios por mi parte….veamos ahora la verdad

————————————————————————————————————————————————————————————–

“…somos santificados mediante la ofrenda del cuerpo de Jesucristo HECHA UNA VEZ ¡¡¡PARA SIEMPRE!!!. Y ciertamente todo sacerdote está día tras día ministrando y ofreciendo muchas veces los mismos sacrificios, que nunca pueden quitar los pecados; pero CRISTO, HABIENDO OFRECIDO UNA SOLA VEZ ¡¡¡PARA SIEMPRE!!! UN SOLO SACRIFICIO POR LOS PECADOS, se ha sentado a la diestra de Dios, de ahí en adelante esperando hasta que sus enemigos sean puestos por estrado de sus pies; porque CON UNA SOLA OFRENDA HIZO PERFECTOS ¡¡¡PARA SIEMPRE!!! A LOS SANTIFICADOS. Y nos atestigua lo mismo el Espíritu Santo; porque después de haber dicho:

Este es el pacto que haré con ellos
Después de aquellos días, dice el Señor:
Pondré mis leyes en sus corazones,
Y en sus mentes las escribiré, añade:

Y NUNCA MÁS ME ACORDARÉ DE SUS PECADOS Y TRANSGRESIONES. PUES DONDE HAY REMISIÓN POR ÉSTOS, NO HAY MÁS OFRENDA POR EL PECADO.

Así que, hermanos, teniendo libertad para entrar en el Lugar Santísimo por la sangre de Jesucristo, por el camino nuevo y vivo que él nos abrió a través del velo, esto es, de su carne, y teniendo un gran sacerdote sobre la casa de Dios, acerquémonos con corazón sincero, en plena certidumbre de fe, purificados los corazones de mala conciencia, y lavados los cuerpos con agua pura. Mantengamos firme, sin fluctuar, la profesión de nuestra esperanza, PORQUE FIEL ES EL QUE PROMETIÓ”.

(Hebreos 10:10-23).

comparen dicha cita de Hebreos con lo q dice el vaticano:

“La Misa es EL MISMO sacrificio de la cruz, con TODO su valor INFINITO. En él se cumplen todas las características del sacrificio, el sacerdote y la víctima son el mismo Cristo, quien se inmola con el fin de darle gloria de Dios. No es una representación, sino una renovación del sacrificio de la cruz. En cada una SE REPITE el sacrificio de la cruz, la única diferencia es que se realiza de forma incruenta, sin derramamiento de sangre. La Misa es el perfecto sacrificio porque la víctima es perfecta.”

(es.catholic.net/conocetufe/365/820/articulo.php?id=8384, en el segundo parrafo, titulado: El sacrificio de la misa)

Pero ¿q dice Hebreos?

“porque sin derramamiento de sangre no se hace remisión de pecados”, por tanto: la misa no hace remisión de pecados, y al no hacerla, no puede ser “EL MISMO sacrificio de la cruz con TODO su valor INFINITO” porque está INCOMPLETA: le falta el derramamiento de sangre.

Y mientras que Hebreos dice q Jesucristo FUE (tiempo pasado) sacrificado UNA SOLA VEZ PARA SIEMPRE”, el vaticano dice q SE REPITE. Y como es imposible que UNO sea igual a UN MILLON, entonces la doctrina de la transustanciación es un ERROR.

Fijémonos en un detalle más: es tan evidente la contradicción vaticana: “en cada misa SE REPITE el sacrificio de la cruz” versus Hebreos: “Jesucristo fue sacrificado UNA SOLA VEZ para siempre”, que al verse encerrados en tal contradicción han procedido a cambiar la palabra REPETIR por ACTUALIZAR, definiendo ésta como una CONTINUACION o PERPETUACION del sacrificio de Cristo, lo cual implica que en cada misa SE CONTINUA sacrificando a Cristo, o se ACTUALIZA, o SE HACE ACTUAL o PRESENTE, con lo cual están diciendo que Cristo CONTINUA MURIENDO en la cruz.

Pero el “detalle” que pasan por alto es éste: que el texto de Hebreos dice: “Jesucristo FUE sacrificado” no dice “Jesucristo ES sacrificado”. Así que por Hebreos está más que claro que el sacrificio de la cruz es un evento del PASADO, no del presente, lo que es presente es el BENEFICIO de ese acto realizado en el PASADO, ¿cuál? EL PERDON DE PECADOS.

Bien profetizó el Señor acerca del clero angurriento de poder:

“…pero cuando vieron al Hijo se dijeron unos a otros: venid y matémosle (perpetuamente) para que la propiedad (la iglesia) sea nuestra (perpetuamente)”

por eso, no es casualidad q el instaurador de la doctrina de la transustanciación, sea el mismo q instauró la inquisición:

Inocencio III, porque con su doctrina quiso matar perpetuamente a Cristo, y con su inquisición quiso erradicar perpetuamente a los seguidores de este Cristo para hacerse dueño perpetuo de la grey.

He ahí la razón de porqué el vaticano es condenado por la Palabra de Dios, y he ahí también la razón por la cual Dios le dice al pueblo católico que está preso de su clero:

“SALID DE EN MEDIO DE ELLA, PUEBLO MIO, Y NO OS HAGAIS COMPLICES DE SUS DELITOS Y PECADOS, PARA QUE NO RECIBAIS PARTE DE SUS PLAGAS”

así Dios le llama al pueblo católico que ha creído en Jesucristo: PUEBLO MIO, porque le pertenece a EL, no al vaticano, y le da dos órdenes:

1ª: SALID, no le dice: REFORMALA
2ª: NO OS HAGAIS COMPLICES, no le dice: DEFIENDELA CON UÑAS Y DIENTES

¿y porqué salir? el Señor les responde:

PARA QUE NO RECIBAIS PARTE DE SUS PLAGAS (La palabra parte aqui no se refiere a una porcion de, plagas en este caso, como si uno pudiera recibir un castigo reducido con respecto a otros que lo reciben al 100%, sino la paga o el salario completo que le corresponde a cada uno, como en la frase: Toma la parte que te toca, refieriendose a ellos y tambien a los que esten con ellos, al 100%)

pero…¿no desea el Señor la unidad de la iglesia?

sí, pero no a costa de SU VERDAD, por eso dice:

“NO OS UNAIS en yugo desigual con el ERROR, porque ¿que comunión hay entre la luz y las tinieblas, el templo de Dios y los ídolos, Cristo y Belial?”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: