¿Fue el Apóstol Pedro un papa?

san_pedro_llaves_iglesia_catolica_jesus

Introducción:

La iglesia católica Romana enseña una doctrina que señala que el apóstol Pedro fue el primer papa, jefe terrenal de la iglesia. Otros afirman que el papado es el fundamento de la iglesia. Considere esta cita:

“El Papa … es el obispo de Roma y el Vicario (representante) de Cristo en la tierra. Él es la cabeza visible de toda la Iglesia Católica … ¿Quién fue el primer Papa? San Pedro, que fue hecho Papa por el mismo Jesucristo… “(Catecismo para Adultos, por William Cogan, 1975 ed., pp. 55 , 56).

En este estudio queremos ver lo que dice la Biblia acerca de esta doctrina.

Tenemos que “estudiar las Escrituras para ver si estas cosas son así” (Hechos 17:11). Nadie debe temer a examinar sus creencias de acuerdo a la Biblia.

La Biblia dice que Jesús es el Fundamento de la Iglesia (NO PEDRO).

Fuente Católica: “La primacía de San Pedro era … una parte esencial de la iglesia de Cristo, la roca sobre la que se construyó … La Casa de Dios será siempre necesitada de su fundación” (The Question Box, Bertrand Conway, 1929 Edición, pp . 153-154).

El catolicismo dice que la iglesia esta fundada sobre Pedro.

Pero la Biblia dice:

La iglesia de Dios tiene un fundamento divino.

1 Corintios 3:11 – No puede haber otro fundamento que Jesús.

1 Pedro. 2:3-8 – Pedro mismo enseñó que Jesús es la piedra angular sobre la cual se construyó la iglesia. [Hechos 4:10-12].

El siguiente pasaje es utilizado a menudo por la Iglesia católica para tratar de probar que Pedro es el fundamento de la iglesia: 

MATEO 16:13-18

13 Viniendo Jesús a la región de Cesarea de Filipo, preguntó a sus discípulos, diciendo: ¿Quién dicen los hombres que es el Hijo del Hombre? 14 Ellos dijeron: Unos, Juan el Bautista; otros, Elías; y otros, Jeremías, o alguno de los profetas. 15 El les dijo: Y vosotros, ¿quién decís que soy yo? 16 Respondiendo Simón Pedro, dijo: Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente. 17 Entonces le respondió Jesús: Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos. 18 Y yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.

El versículo no está diciendo Pedro es la roca sobre la que se construyó la iglesia, sino que contrasta el nombre de Pedro (griego Petros, masculino – un pedazo de roca) a la roca sobre la cual la iglesia se construyó (griego PETRA, femenino – una repisa de roca sólida).

Una vez que Pedro hizo esa solemne afirmación de que Jesús es el Hijo de Dios y el Mesías, Jesús le dijo que SOBRE ESA ROCA (petra) EDIFICARÍA SU IGLESIA. La palabra que aquí aparece en el texto griego es PETRA, cuyo significado es roca grande, haciendo así una clara diferencia entre Pedro (Petros, piedra pequeña), y la roca, como masa de piedra grande (Petra). La Iglesia del Mesías no está por tanto edificada sobre Pedro (Petros), sino sobre la Petra o Roca grande, y esa roca grande es sencillamente el Mesías Jesús, el único fundamento de la iglesia de Dios, como leemos claramente en 1 Corintios 3:11, donde Pablo dijo que nadie puede poner otro FUNDAMENTO que el que está puesto, el cual es el Mesías Jesús . Por lo tanto, ¡¡el fundamento de la Iglesia no es el apóstol Pedro, sino el propio Mesías Jesús!!. En este importante pasaje de 1 Corintios 3:11 Pablo se estaba refiriendo bien claro al fundamento DE LA IGLESIA, el EDIFICIO de Dios, y ese fundamento no es Pedro, sino EL MESÍAS, veamos el contexto de esas palabras de Pablo:

“Porque nosotros somos colaboradores de Dios, y vosotros sois labranza de Dios, EDIFICIO DE DIOS. Conforme a la gracia de Dios que me ha sido dada, yo como perito arquitecto puse el fundamento, y otro EDIFICA encima; pero cada uno mire cómo sobreedifica. Porque nadie puede poner otro fundamento que el que está puesto, el cual es Jesús , el Mesías. Y si sobre este fundamento alguno EDIFICARE oro, plata, piedras preciosas, madera, heno, hojarasca, la obra de cada uno se hará manifiesta; porque el día la declarará, pues por el fuego será revelada; y la obra de cada uno cuál sea, el fuego la probará. Si permaneciere la obra de alguno que sobreedificó, recibirá recompensa. Si la obra de alguno se quemare, él sufrirá pérdida, si bien él mismo será salvo, aunque así como por fuego. ¿No sabéis que SOIS TEMPLO DE DIOS, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros? Si alguno destruyere EL TEMPLO DE DIOS, Dios le destruirá a él; porque el TEMPLO DE DIOS, el cual sois vosotros, santo es.” (1Co.3:9-15).

La vida de Pedro y de los papas dan un mal ejemplo para que sean el fundamento de la iglesia de Jesús.

Considere algunos grandes pecados en la vida de Pedro.

* Inmediatamente después de hablar de la fundación de la iglesia, Cristo reprendió a Pedro diciendo: “Apártate de mí, Satanás, tú eres un escándalo para mí, porque tú no piensas en las cosas de Dios, sino en las de los hombres” (Mateo 16:21-23).

* Pedro negó a Jesús 3 veces, incluso con maldiciones y juramentos (Mateo 26:69-75).

* Jesús reprendió la falta de fe de Pedro (Mateo 14:22-31).

* Pedro era hipócrita y desobedeció el evangelio (Gálatas 2:11ss).

Consideremos ahora los pecados en la vida de los papas católicos. Información sacada de la Enciclopedia Católica.

Benedicto IX (904-911)

Era sobrino de los dos papas anteriores, Clemente VI. Se le califica de “desgracia para la Silla de Pedro”. Consiguió ser elegido papa gracias a los sobornos que prodigó en la Curia su padre, el conde Alberico II, un hombre de influyente posición en Roma. Benedicto IX fue coronado papa a edad jovencísima, veinte años, aunque se ha especulado con la posibilidad que fuera a los dieciocho o incluso antes. 

De vida licenciosa, terminó siendo expulsado del cargo en 1044 por una de las facciones existentes en Roma, que eligió a otro papa, Silvestre III. Benedicto regresó a Roma y consiguió expulsar a Silvestre, para vender el solio pontificio a Juan de Graciano, que después fue elegido papa con el nombre de Gregorio VI. (Ver la vida completa en la Enciclopedia Católica)

Inocencio VIII (1484-1492)

Antes de acceder al Papado ya había tenido dos hijos ilegítimos. Pese a todo, se ordenó y comenzó a trabajar para el cardenal Calandrini. Emitió una bula contra la brujería que originó muchos abusos. Financió las arcas de la santa sede creando nuevos oficios y subastándolos al mejor postor. Y sin embargo, condenó a muerte a dos oficiales cuando descubrió que falsificaban y vendían bulas papales. (Ver biografía completa)

Juan XII (955-964)

Al igual que Benedicto IX, fue elegido papa muy joven, con tan solo 18 años, y gracias a intrigas palaciegas. La enciclopedia católica lo describe como “un hombre inmoral, ordinario”. Hasta tal punto que el Palacio Lateranense, entonces residencia de los pontífices, era calificado de “burdel”. Generó tal estado de corrupción moral en Roma que se convirtió en uno de los mandatarios más odiados en la historia de la ciudad Santa. “Guerra y persecución agradaban más a este papa que el gobierno eclesiástico”, afirma la enciclopedia católica. (Ver biografía completa)

Esteban VI (896-897)

Este papa pasó a la historia por haber perpetrado una excentricidad sin parangón. A instancias del emperador Lamberto, hizo exhumar el cuerpo de su predecesor, el papa Formoso, para someterlo a un juicio. Sentó al cadáver en el banquillo de los acusados y nombró a un diácono para que respondiera por él. El clero romano fue obligado a asistir a aquella farsa. Naturalmente, el veredicto resultó condenatorio, razón por la que se desposeyó al cadáver de las vestiduras sagradas con las que había sido enterrado y se le arrojó al tíber. El final de este Esteban tampoco fue pacífico: murió estrangulado. (Ver biografía completa)

Julio II (1503-1513)

Durante largo tiempo maniobró sin éxito para conseguir el solio pontificio. Finalmente, logró su objetivo tras haber sobornado a los cardenales. De hecho, el cónclave en el que resultó elegido fue el más corto de la Historia. Apenas duró unas horas. ¿Entusiasmo colectivo por el nuevo papa? Más bien conveniencia: los cardenales habían firmado un documento en el cual se acordaban ciertos criterios de gobierno para fortalecer el poder de los cardenales. Según la enciclopedia católica, el principal objetivo de Julio II, un hombre “tallado para soldado” consistió en “el firme establecimiento y extensión del poder temporal”.

Se le recuerda especialmente por haber encargado a Miguel Ángel los frescos de la Capilla Sixtina, y por el restablecimiento de los Estados Pontificios. (Ver biografía completa)

Julio III (1549-1555)

Pasó a la historia como uno de los más aficionados al nepotismo, esto es, la concesión de cargos y beneficios eclesiásticos a miembros de su familia. Se le recuerda además, por haber nombrado cardenal a un joven de 17 años al que había recogido de las calles de Parma años atrás. Se rumoreó que tenía con él una relación homosexual y que sobre él circuló un poema titulado “De laude sodomiae” (Elogio de la sodomía), escrito probablemente por algún descontento con su gobierno. (Ver biografía completa)

¿Quién puede creer que la iglesia de Cristo se funda en una lugar ocupado por hombres como estos?

La Biblia dice que Jesús es el Príncipe de los pastores.

Fuente Católica: “El Concilio Vaticano II define como un artículo de fe que … Cristo confirió a Pedro como el Jefe Pastor [pastor] y Soberano de todo el rebaño” (Question Box,p. 147).

La Biblia dice en repetidas ocasiones que Jesús es el Príncipe de los pastores.

Juan 10:11,14 – Jesús es el Buen Pastor. No debemos seguir extraños (v1,5,8-13; cf. Ez 34:23;. 37:24; Sal. 23).

Pedro mismo habló del Príncipe de los Pastores en 1 Pedro 5:4 “Y cuando aparezca el Príncipe de los pastores, vosotros recibiréis la corona incorruptible de gloria.”

Hebreos 13:20 – Jesús es el Gran Pastor.

La Biblia Católica dice que Jesús es el Jefe o Gran Pastor, pero el consejo católico ha declarado, como un artículo de fe, que esta posición pertenece “Solo a PEDRO”!

En Juan 21:15-17, Jesús le dijo a Pedro que alimente a sus ovejas.

Algunos dicen que esto demuestra que Pedro fue el Príncipe de los pastores (Question Box, pp 147 148;.. Catecismo, p 56).

Pero a todos los apóstoles (NO solo a Pedro) se les dijo que alimentaran las ovejas en el sentido de enseñarles (Mateo 28:18-20; Marcos 16:15,16.) Y cuidaran de ellos (2 Corintios 11:28), (1 Pedro 5:1-3; Hechos 20:28). ¿Son todas estas otras personas papas también?

El error básico de la doctrina de la autoridad papal es que exalta al hombre en lugar de Dios. Dios dijo que Su Divino HIJO es la cabeza, fundación, y pastor principal de la iglesia. Exaltar a un hombre a estas posiciones es una blasfemia.

¿Actuó Pedro como un Papa?

A. Pedro no tenía ninguna autoridad por encima de otros apóstoles.

Fuente Católica: “Pero de tal forma que Él ha puesto el cargo principal en el bendito Pedro, jefe de todos los Apóstoles; y de él como de la Cabeza desea que sus dones fluyan a todo el cuerpo; de modo que cualquiera que se atreve a separarse de la sólida roca de Pedro pueda entender que no tiene parte ni porción en el misterio divino.“(Cita del Dr. Saraví: Epístola a los Obispos de la Provincia de Viena, X (NPNF2 12:8-9).

Pero note lo que Dios dice:

Todos los apóstoles recibieron la guía directa del Espíritu Santo 

Hechos 2:1-4; Efesios 3:3-5; Juan 16:13; 14:26.

Todos los apóstoles recibieron el poder de “atar y desatar”.

Algunos afirman que Jesús, en Mateo 16:19, dio exclusivamente a Pedro el poder de atar y desatar, pero Mateo 18:18 muestra que los demás también tenían el mismo poder. “De cierto os digo que todo lo que atéis en la tierra, será atado en el cielo; y todo lo que desatéis en la tierra, será desatado en el cielo.”

El evangelio fue la “llave” o la autoridad por la cual los apóstoles abrieron la puerta para que los hombres entren en la iglesia. Pedro fue el primero en predicar a los judíos (Hechos 2) y para los gentiles (Hechos 10), pero todos los apóstoles tenían autoridad para predicar el evangelio. Ningún pasaje dice que los otros apóstoles se sometieron a la autoridad de Pedro.

Pablo afirmó que él era igual con otros apóstoles en todos los sentidos – 2 Corintios 11:5; 12:11.

Todos los apóstoles eran embajadores de Cristo (2 Corintios 5:20). Si hubiese tenido la autoridad sobre todos los apóstoles, Pablo habría estado detrás de él, pero Pablo niega esto.

No hay pruebas de que Pedro tenía autoridad sobre los otros apóstoles, pero mucha prueba muestra que los otros tenían todo lo que Pedro tenía.

B. Pedro no se ajusta al patrón de los papas modernos.

Pedro era un hombre casado, pero a los papas modernos no se les permite casarse.

Mateo 8:14 – Jesús sanó a la suegra de Pedro.

1 Corintios 9:5 – Pedro (Cefas) continuó teniendo una esposa (mujer) después del comienzo de la iglesia. Los Apóstoles tenían ese derecho…” Incluyendo a Pedro.

1 Pedro 5:1-3 – Pedro era un anciano u obispo, y los obispos estaban casados (Tito 1:5,6; 1 Timoteo 3:2).

Pedro se negó a permitir que los hombres se inclinan para honrarlo religiosamente, pero los papas modernos aceptan esto. Hechos 10:25-26

Pedro nunca fue abordado por títulos de exaltación como se utilizan para honrar a los papas modernos.

Pedro nunca se llama “papa”, “Pastor Jefe”, “Príncipe de los Apóstoles”, “Cabeza de la Iglesia”, “Gobernante de la Iglesia”, “Sumo Pontífice”, etc. Él fue llamado simplemente un apóstol y siervo (1 Pedro 1:1; 2 Pedro 1:1), (1 Pedro 5:1).

Está claro que si el apóstol Pedro estuviera vivo hoy, él nunca sería aceptado como Papa. Sin embargo, los católicos dicen que era su primer Papa!

C. La Verdadera Iglesia no puede ser identificada por una sucesión de obispos.

Hemos visto que la sucesión católica es una “cadena” que le falta esencialmente todos sus enlaces. Considere también los siguientes puntos:

La Biblia nos advierte del peligro de la apostasía.

2 Timoteo 4:2-4 – La gente se apartará de la verdad y se volverán a las fábulas.

1 Timoteo 4:1-3 – prohibirán casarse (CELIBATO),  y mandarán abstenerse de alimentos que Dios creó para que con acción de gracias participasen de ellos los creyentes y los que han conocido la verdad. El catolicismo ha practicado tanto de estas falsas doctrinas.

Hechos 20:28-30 – Los Obispos enseñarían el error y llevarán a la gente por mal camino (Mateo 15:14; 7:15-23; Gálatas 1:6-10; 2 Juan 9-11).

La verdadera iglesia puede ser identificada en la Biblia.

Dios ha preservado el evangelio como la semilla por el cual la iglesia se reproduce (1 Pedro 1:22-25; Lucas 8:11). (Gálatas 6:7). (Hechos 2:38,47; Gálatas 3:26,27; Romanos 1:16).

Pero cuando la gente persiste en seguir doctrinas diferentes del evangelio, caen en la apostasía. Para determinar si un grupo religioso es la verdadera iglesia de Cristo, debemos comparar su doctrina y práctica con el Nuevo Testamento (Hechos 17:11; Mateo 7:15-23; Gálatas 1:8-9; 2 Juan 9-11) . Si es apostata, no puede ser la iglesia de Jesús.

Conclusión

Buscamos ayudar, y no a ofender a todos los que lean este material. Le instamos a estudiar las Escrituras por si mismo para ver si estas cosas son así (Hechos 17:11). Si usted encuentra que ha estado en el error, por favor póngase en contacto con los administradores de esta pagina, comunicándose a tiemposprofeticos.org, Estaremos encantados de ayudarle.

Este material ha sido adaptado por Tiemposprofeticos.org, Siéntese libre de imprimir este material y compartir. Siempre y cuando no alteren el texto, y citen la Url de esta pagina debajo del material copiado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: